Ricardo González Alfonso, poeta y periodista independiente. Premio Reporteros sin Fronteras 2008

20081204elpepusoc_2Ricardo González Alfonso en su casa en La Habana, antes de la primavera de 2003. Fotografía cortesía de ELPAIS.com

Gran alegría para todos los amigos de Ricardo por éste premio a la labor periodística y a la defensa de la libertad de expresión. A veces, los amigos conversamos descorazonados pensando que le han olvidado, y que los que hoy se reúnen en los salones de la alta política, “a negociar”, no tienen como prioridad la defensa de la libertad y de la verdad.

A Ricardo lo conocí en 1978, irónico, inteligente, poeta de versos encendidos y sabiendo de memoria los Versos Libres de José Martí. Ricardo reía a carcajadas, su optimismo contagioso era imperturbable; se quedó solo en La Habana, tras la muerte de su madre y de su hermano y a pesar que sus hermanas insistieron en que se marchara a Estados Unidos, no lo consiguieron. Ricardo se siente ligado a Cuba y a su destino profundamente. Siempre escribió poesía y en los 80 comenzó a escribir para la televisión historias para los niños, historias de aventuras, de planetas hermosos, historias luminosas que nos contaba de memoria.

Nos vimos en Miami en 1994, estaba de viaje visitando a sus hermanas y con sus ojos vivarachos, su humor, su hablar ràpido, me contó de sus proyectos de abrir una escuela de periodismo y comenzar a editar una revista. Hablamos, yo escéptica lo escuchaba determinado, y sabía también de sus largas historias de detenciones, entrevistas con la seguridad del Estado, incomunicado varias veces en Villa Marista, trabajando castigado como pintor del gasómetro o sembrado postes de granjas agrícolas en las afueras de La Habana. Durante los años setenta, la rebeldía costaba cara.

Sonreía, como Molière, sus armas, el humor y la risa y no recuerdo a ningún amigo que me repitiera tantas veces la palabra LIBERTAD.

En 1996 viajé a La Habana y Ricardo estuvo en casa varias veces, hablamos largo de los amigos en España, de sus proyectos, de su casa abierta a todos como biblioteca independiente y como escuela de periodismo. Pensé que las cosas comenzarían a cambiar en Cuba. Supe la noticia del registro y la detención la primavera del 2003, un amigo común, desde New York me envio la farsa de las actas del juicio. Se movilizó mucha gente, fue la primera vez que me fui a una manifestación política en las calles de París, por Ricardo, y por el resto de los periodistas independientes encarcelados.

En París, gracias a la traducción de Jacobo Machover y a su gestión, la editorial parisina Buchet/Chastel publicó en el 2006 su libro de poemas escrito en la càrcel, “Hombres sin rostro” que dedica “A los prisioneros de conciencia y de coincidencia” haciendo alusión a los prisioneros comunes con los que compartió celda. El libro lo presenta el poeta y periodista cubano Raúl Rivero, con un hermoso prólogo. Un libro de poesía y un testimonio del tiempo robado, del tiempo detenido, de las últimas horas que pasó con uno de los últimos fusilados del castrismo. En su voz sentimos la confianza, la esperanza dibujàndose con desgarro desde la soledad de su libertad.

©2008 Maite Díaz

Anuncios

5 Respuestas a “Ricardo González Alfonso, poeta y periodista independiente. Premio Reporteros sin Fronteras 2008

  1. Un premio muy merecido.

    Me gusta

  2. Pingback: Cuba, Ricardo González Alfonso, un escritor en la cárcel « Fragmentos – Diarios

  3. Querida Maite:
    Gracias mil por el precioso escrito donde detallas y describes al verdadero Ricardo, el Ricardo que queremos tanto y que quisieramos desfrutarlo en libertad, en persona, para volver a oir su risa contagiosa.
    Soy Chile la hermana de Ricardo y no sabes lo que he disfrutado de tus graficos, y en general de todo lo que has escrito. Gracias muchas gracias.
    Te voy a enviar lo ultimo que recibi de Cuba, para ver que pueden hacer ustedes y que publicidad le pueden dar.
    Que Dios te bendiga.

    Me gusta

    • Querida Chile,
      Lo recordamos mucho. Hace unos días estuve hablando con Juan Carlos, vive en Madrid y estuvimos recordando muchas cosas. A Ricardo lo queremos mucho y sus amigos estamos muy preocupados por él y por todos. Lo conocimos muy bien, y sabemos todas sus calidades como escritor y como ser humano. Te escribo por mail. Un abrazo. Maite

      Me gusta

  4. Pingback: Cuba-Represión. Aniversario de la Primavera Negra, marzo 2003-2010 « Fragmentos – Diarios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s